(300) Days of Belgium

Y de hecho son 307.

(209)

leave a comment »

Ayer me di cuenta de que los sentimientos tienen idiomas. El asunto me empezó a dar vueltas en la cabeza cuando te dije que no estaba segura si decirte je t’aime – del miedo de que salieras corriendo, del miedo de no usar la palabra de la manera correcta – y cuando mandé todo al diablo y te lo dije de todas formas.

Después de eso me di cuenta… je t’aime, de eso estoy segura. Pero no sabría si decirte que te amo, o que te quiero, o que I love you. No es lo mismo.

Anuncios

Written by Chronically Retold

marzo 25, 2011 at 4:43 pm

Publicado en Uncategorized

(195)

leave a comment »

Quiero hacer contigo lo que la primavera hace con los cerezos.

A mí no me parece algo ni remotamente sexual. Muchas interpretaciones que encontré en internet se limitan a decir, “significa que quiere hacerle el amor”, y no. Otras llegan hasta a decir “quiere dar frutos con ella, quiere tener hijos con ella”, y menos. Eso me quitaría todo el gusto que le tengo al verso (de Neruda, por cierto, ya que no lo había dicho). Para mí significa, quiero hacerte florecer. Quiero sacar lo mejor de ti, lo más hermoso; ser y saber que soy la causa de tu felicidad, de que seas más feliz que antes, de que estés más viva que antes.

Written by Chronically Retold

marzo 11, 2011 at 12:29 pm

Publicado en Uncategorized

(175 ½)

leave a comment »

Empecé a dibujar otra vez. Es primera vez en cuatro años, creo, que lo hago con tanta regularidad, y no me va nada mal. Dibujé la Victoria de Samotracia, y estoy muy satisfecha del resultado… Tiene que ver un poco con que me compré un cuaderno de dibujo, y encontré a alguien que dibuja maravillas. Pero ya ambas cosas me han pasado antes, y siempre dibujaba una o dos veces y después la fiebre moría. Esta vez no ha sido así… no me pregunten por qué.

Ya me autodiagnostiqué como procrastinadora crónica, pero en serio, a lo Wikipedia:

The relaxed type of procrastinators view their responsibilities negatively and avoid them by directing energy into other tasks. It is common, for example, for relaxed type procrastinating children to abandon schoolwork but not their social lives. Students often see projects as a whole rather than breaking them into smaller parts. This type of procrastination is a form of denial or cover-up; therefore, typically no help is being sought. Furthermore, they are also unable to defer gratification. The procrastinator avoids situations that would cause displeasure, indulging instead in more enjoyable activities. They may not appear to be worried about work and deadlines, but this is simply an evasion of the work that needs to be completed.

Es como que… en serio.

Written by Chronically Retold

febrero 19, 2011 at 12:33 pm

Publicado en Uncategorized

(175)

leave a comment »

Artista, humanista, de espíritu literario masoquista, causante de náuseas somatizadas, con problemas de confianza y crisis de ansiedad, que vive por una cita de Cortázar: ”No renuncio a nada, simplemente hago lo que puedo para que las cosas me renuncien a mí.”

Yo siempre me busco lo mismo.

Y es así de simple como que cuando sonríe, se me va el mundo.

Written by Chronically Retold

febrero 19, 2011 at 12:18 pm

Publicado en Uncategorized

(157)

leave a comment »

Hoy descubrí una cosa en el colegio: los muchachos que están en opción S4, es decir, la científica “fácil”, con cuatro horas semanales de matemática, parecen, en serio, criaturas de catorce a;os. Los que están en opción S1, la científica más “heavy”, con 8 horas de matemática y dos horas de latín, son seres humanos decentes con los que se puede hablar.

Yo sólo hago una observación, sin buscar causalidades ni significados.

Written by Chronically Retold

febrero 1, 2011 at 7:42 pm

Publicado en Uncategorized

(150)

leave a comment »

Ya yo no sé lo que es pararse a las cinco y media de la mañana, para que te vayan a buscar y te lleven al colegio, y estar ahí, sin falta, a las seis y treinta y cinco, con la misma gente, el mismo salón, la misma rutina, sin ningún rastro de impredecibilidad. Ya no sé lo que es caminar por los pasillos cuando los profesores no estaban, ni lo que es pasar dos horas en la cancha teniendo discusiones semi-filosóficas porque es una de las tres semanas al mes en las que a Henry le da por no hacer nada. Ya no sé lo que es usar un uniforme, ni cambiar de ruta porque viene la directora. Ya no sé lo que es una clase de religión, ni una semana cultural, ni un primer día de clases, ni cambiar de blanco a celeste, o de celeste a beige. Ya no sé lo que son los últimos días de quinto año, las peleas entre secciones, hablar mal de la gente, los chismes acerca de los demás salones.

Y así, como si nada, sin darme cuenta, porque el tiempo vuela, ya llevo ciento cincuenta días aquí. Estoy a la mitad. Se ha pasado inmensamente rápido, y al mismo tiempo ha pasado tanto, que lo siento como toda mi vida. Hay gente que ha llegado y se ha ido, que ha entrado y que ha salido… a veces quisiera volver, porque mi vida en mi casa es más fácil. Pero hay tantas cosas aquí, que bajo ninguna excusa lo haría.

Un brindis, a lo que viene.

Written by Chronically Retold

enero 25, 2011 at 7:13 pm

Publicado en Uncategorized

(131)

leave a comment »

Sinceramente, me siento de la mierda. Necesito empezar clases. Necesito una fiesta. Necesito BÉLGICA para olvidarme de Venezuela y de todas sus otras cosas que pueden o no estar en ella.

Y aquí el problema es que yo no lo quiero superar. Porque cuando quiero, cuando me decido, me decido y ya, llegó hasta ahí, adiós contigo. Pero cuando no quiero, cuando hay alguna parte de mí que aún se imagina que la cuestión va a funcionar, aunque la razón me diga GET THE FUCK OVER IT, si no me dan un stop claro y neto, la cosa sigue.

Written by Chronically Retold

enero 6, 2011 at 7:15 pm

Publicado en Uncategorized